fbpx

Los amigos no se gastan

Los amigos no se gastan, amistad

Hoy quiero compartir algo sobre los amigos.

Quien tiene un amigo, tiene un tesoro. ¡Y no te imaginas hasta qué punto! Al estudiar las relaciones de amistad, los científicos han descubierto cosas tan asombrosas como que compartimos más genes con amigos que con desconocidos, que somos más atractivos/as cuando estamos con un grupo de amigos.

Una vez vi un cuadro con la siguiente inscripción: “Los amigos no se gastan a menos que se use.” ¡Y lo que dice es verdad!

Distintas circunstancias me han obligado a vivir lejos de mi familia y familiares. Por eso, los amigos tienen un lugar especial en mi corazón. Muchas veces he agradecido al Señor por haber inventado la amistad.

Principios de la amistad

Al practicar la amistad he aprendido algunos principios, como los que señalo a continuación:

  1. Lealtad: Es un valor que consiste en el respeto y fidelidad hacia a una persona;
  1. Memoria: Aunque hoy nos separe la distancia, debemos recordar siempre al amigo a la amiga que en algún momento nos consoló, nos hospedó, nos hospedó, nos animó.
  1. Prudencia: Debemos respetar el horario de nuestros amigos. No invadamos su privacidad, creyendo que el ser amigos nos da derechos absolutos sobre su vida .   
  1. Sinceridad: No hay verdadera amistad sin una confianza plena. Todo tiene que estar sobre la mesa. Creo en la amistad “ a corazón abierto”.
  1. Humildad:Necesitamos la humildad para pedir perdón cada vez que nos equivoquemos ( lo que solemos hacer con frecuencia). Necesitamos también amplitud de corazón para saber perdonar.
  1. Generosidad: En la verdadera amistad no se busca recibir sino dar. Entre amigos entregamos nuestro tiempo, nuestro afecto, nuestras oraciones, nuestro dinero, nuestro amor, nuestro cariño.

“Colmado de felicidad o de sufrimientos, el corazón tiene necesidad de un segundo corazón. Alegría compartida es doble alegría; dolor compartido es medio dolor.”

Christoph August Tiedge

Estoy muy agradecida por los amigos que hay en mi vida.

Conclusión

Cuidemos de nuestras amistades; no los usemos. Los amigos que se usan, se gastan; pero amigos bien cuidados, duran muchísimos años.

En Proverbios 17:17 dice: “En todo tiempo ama el amigo, y el hermano nace para tiempo de angustia”.

¡Que Dios nos ayude a cuidar la amistad y no abusar de ella!

Refrán: Si la amistad es un tesoro, gracias por ser parte de mi fortuna. Gracias, gracias, gracias.

¡Gratitud siempre! Un abrazo.

Si te ha gustado, compártelo 🙂

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Introduce tu nombre
Introduce tu correo electrónico
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

También podría gustarte...